Los jóvenes morenistas

26 septiembre, 2020 | publicado por:Oscar Tamez

Circula por WhatsApp un escrito que se acredita a Genaro Lozano, quien lo escribió en fecha del 22 de septiembre, 2 días antes de escribir esta columna Política e Historia.

El escrito se titula Juventudes de Morena; se pregunta por el comportamiento de los jóvenes morenistas, hace una descripción y crítica a este grupo poblacional.

Sobre lo analizado, adelanto mi conclusión, la cual expreso cuando explico la ideologización de la política y la definición de «izquierda progresista» de esos militantes. «Mientras los afines a la ideología de izquierda están en la oposición son progresistas y defensores de los derechos humanos, al volverse autoridad se vuelven conservadores y contrarios a los derechos humanos».

Escribe Lozano: «Morena es el partido político más joven y exitoso en la historia democrática de México… en 2014 se registró oficialmente y ya para 2018 consiguió no sólo la Presidencia, sino también mayorías en el Congreso federal y en casi todos los locales… gran parte de su éxito se debe al trabajo y movilización de las y los jóvenes que votaron masivamente por AMLO. Esas juventudes que antes estaban indignadas y que hoy parecen adormiladas».

Es cierto, Morena fue un partido meteórico, claro, su líder es un «ruco» de la política, colmilludo, ha sido priista, perredista, petista y fundador de Morena, así que el partido puede ser joven, pero sus partidarios, muchos son del paleolítico político.

Agrega: «Antes las y los jóvenes de Morena criticaban la falta de democracia de los partidos. Antes esos jóvenes repudiaban el altísimo costo de los partidos políticos y lamentaban que se les dejara fuera de la toma de decisiones. Hoy las juventudes de Morena no exigen un método de elección directa de sus próximos dirigentes».

Conozco muchos amlofílicos –porque no les diré chairos–, quienes no tienen empacho en comportarse como el peor de los políticos de la especie, justifican tropelías, corruptelas y delitos de servidores públicos para defender al gobierno actual.

Dice Genaro Lozano: «Antes los jóvenes de Morena se indignaban cuando Felipe Calderón hablaba de las víctimas de la violencia como «daños colaterales» o protestaban porque la policía de Enrique Peña Nieto violó a mujeres en Atenco. Hoy esas juventudes no se escandalizan ni le reclaman al Presidente por su falta de empatía ante las víctimas de masacres como Tepochica o el asalto y entierro de la CNDH con una persona incompetente al frente. Hoy esos jóvenes no se indignan porque el Presidente se ríe de informes sobre masacres en su sexenio».

Esta parte la podría haber firmado yo, es doloroso ver cómo los charios, perdón, amlofílicos se burlan del sufrimiento de las víctimas en las masacres durante este sexenio, no se ruborizan al mentir para defender los abusos como los descritos y otros como los de Chihuahua.

Algo pasa con nuestros jóvenes morenistas. Como los discípulos del Mesías se cegaron una vez que lo vieron resucitar, estos se ciegan, para ellos es un inmaculado y lo que haga se justifica gracias a la fe de creerlo un iluminado; una forma de ceguera similar a la de los seguidores en sectas religiosas escandalosas.

Dice Genaro: «Antes los jóvenes de Morena se arropaban en la defensa de la libertad de expresión… Hoy esos jóvenes ni se molestan cuando se usan los medios públicos para dañar la reputación de adversarios políticos».

En fin, están cegados por su pasión política, si algo hay de ventaja en esto, es que los jóvenes de 19 a 34 son los que menos votan en las elecciones, al menos eso dice el INE de 2018.

Videos Youtube
+ videos
Últimos Tweets
Facebook

Centro de Estudio Políticos y de Historia Presente | Todos los Derechos Reservados 2020 |  Aviso de Privacidad |  Designed by: bioxnet